la familia

Otro de nuestros objetivos es cuidar la relación con las familias, que son las que mejor conocen al alumnado, a quiénes más debe preocupar su evolución, y a quiénes tienen el derecho de conocer la evolución educativa de sus hijos.

 

El primer contacto formal con los padres constituye un valioso canal de información y comunicación, que ambas partes, familia y escuela, deben aprovechar al máximo, pues de su éxito dependerá, en gran parte, una armoniosa adaptación en un principio, y un progresiva y positiva evolución a lo largo del curso del alumno.

 

Buscaremos, a lo largo del curso, un intercambio fluido de información, una participación activa de los padres en la educación de los niños en la escuela, una comunicación constante entre las educadoras y los padres, para ello contamos con diferentes instrumentos:

 

  • un contacto directo con las familias en la entrada y salida de los alumnos.
  • información actualizada a las familias sobre noticias que vayan aconteciendo a lo largo del curso.
  • la agenda que diariamente informará tanto a la familia como a la escuela, de aspectos relevantes del niño.
  • informes de carácter trimestral sobre la evolución del alumno en la escuela.
  • reuniones tutoriales con las familias.
  • Participación de los padres en actividades grupales con los niños a lo largo del curso.